Quattroporte Diésel - Personalización

Un programa de personalización único amplía los horizontes de la exclusividad

Una obra maestra de estilo italiano cuyo último toque de clase se le reserva al cliente: así es, como quien se hace un traje a medida, podrá elegir los colores y los materiales de los interiores, para crear un ejemplar propio, fiel reflejo de la personalidad de quien va a sentarse al volante. Los elementos decorativos del habitáculo se pueden revestir con cinco tipos distintos de madera noble: brezo - propuesto de serie -, arce (Erable), Tanganika, Ébano o roble claro (Rovere Chiaro).


SENSACIÓN DE MÚSICA DE AUDITORIO GRACIAS AL SISTEMA DE SONIDO HIGH PREMIUM BOWERS & WILKINS

Aquellos que busquen disfrutar de la música como si estuviesen en un auditorio, sólo tienen que seleccionar el Sistema de Sonido High Premium creado en colaboración con los especialistas en sonido Bowers & Wilkins. El sistema cuenta con un amplificador de 16 canales y 1.280W de potencia y 15 altavoces que se integran a la perfección con el diseño del habitáculo del coche, garantizando un sonido de una pureza impecable. 

SUMA PERFECTA DE LUJO Y ADRENALINA

Quien desee darle una connotación más deportiva al habitáculo puede encargar que los elementos decorativos sean de fibra de carbono, presentada en un acabado especial brillante. Otras opciones deportivas son las levas del cambio de aluminio, situadas detrás del volante y fijadas a la columna de dirección, y los pedales deportivos de acero cepillado con remates especiales de caucho.

ERMENEGILDO ZEGNA VISTE A MASERATI

La colaboración entre Maserati y Ermenegildo Zegna ha conseguido crear uno de los más exclusivos coches de diseño que se hayan hecho jamás: el Quattroporte Zegna Edition, la expresión última de estilo y exclusividad, con un look dinámico y cuidando hasta el más mínimo detalle, perfecto para los amantes del estilo más actual y contemporáneo. 

EL VERDADERO LUJO SE INSPIRA EN LA NATURALEZA

Maserati ofrecerá tres posibilidades diferentes de interiores diseñados por Ermenegildo Zegna para el Quattroporte, consistentes en inserciones fibra de seda natural Zegna en los paneles de las puertas, el techo interior, las aletas parasol y en el plafón de las luces y la posibilidad de elegir entre diferentes combinaciones de color inspirados en la naturaleza, como el color tostado, el rojo y el gris.