GranTurismo Sport - Tecnologia

Opposites attract

Soluciones innovadoras que amplían los horizontes de la conducción deportiva

Conducir el nuevo Maserati GranTurismo Sport por carretera es una experiencia que va a ampliar los horizontes de su concepto de conducción deportiva. Este vehículo es el resultado de un gran número de importantes cambios introducidos por los ingenieros de Maserati en el motor, la suspensión y la caja de cambios. Todo ello con un solo objetivo: hallar el equilibrio idóneo para ofrecerle un GranTurismo aún más cercano a la perfección en todos sus aspectos.

 


The V8 continues a tradition of groundbreaking excellence in engine design

Mecánica adelantada al futuro

El V8 de 4,7 litros del GranTurismo Sport brilla por la reducida sonoridad de la mecánica, sus prestaciones y la constancia de su funcionamiento. El propulsor hereda el refinamiento mecánico que siempre ha constituido parte fundamental del ADN de Maserati y al mismo tiempo incorpora numerosas soluciones innovadoras, como el revestimiento especial DLC (Diamond-Like Coating) para los taqués y los lóbulos del árbol de levas, una innovación que reduce notablemente la fricción.

El piloto elige la potencia

Los 460 caballos del propulsor muestran personalidades diferentes en distintas situaciones, pasando de un tono educado y amortiguado apto para la ciudad al rugido potente e inspirador de la conducción deportiva en carretera. La elección de uno u otro está en manos del conductor, que decide el comportamiento del vehículo pulsando el botón Sport. Los 520 Nm de par están disponibles en gran medida en un amplio abanico de revoluciones para garantizar una excelente fluidez en la marcha.

El cambio automático se gestiona mediante el exclusivo software MC Auto Shift

El cambio automático ZF de seis velocidades con convertidor hidráulico de par acentúa la comodidad en la marcha sin mermar las prestaciones. El software MC Auto Shift se encarga de gestionar la transmisión. Permite posponer el cambio de la marcha hasta que se alcance el umbral del limitador, y ofrece doble embrague en reducción y la activación de la función de arranque de competición. Tiene cinco modos de funcionamiento: Auto Normal, Auto Sport, Manual Normal, Manual Sport y Ice.

 

El peso bien distribuido entre los ejes delantero y trasero mejora el manejo

En el GranTurismo Sport, la transmisión automática MC Auto Shift está montada en bloque con el motor, cuya posición se ha desplazado detrás del eje delantero. Esta configuración distribuye el peso de forma muy equilibrada, con un 49% en el eje delantero y un 51% en el trasero. Esto se traduce en un comportamiento previsible que facilita la conducción y permite maximizar la tracción durante la aceleración.

La suspensión está dotada del sistema de control electrónico Sport Skyhook

La suspensión de paralelogramo deformable del GranTurismo Sport está dotada de una nueva configuración y se controla mediante el sistema Sport Skyhook, estudiado expresamente para esta versión. Al apretar el botón Sport del salpicadero, el temperamento del vehículo se vuelve más preciso y rápido en sus reacciones pero sigue siendo capaz de absorber con facilidad las irregularidades de la calzada, adaptándose continuamente a las diferentes condiciones del suelo.